Película. Una Aventura Extraordinaria – Ang Lee, 2012.

Nunca he sido gran fanático del cine de Ang Lee, es la verdad. Adoro “El Tigre y el Dragón” con todo mi corazón pero, por otro lado, “Hulk” me parece una desgracia y otras de él, como la aplaudida “Secreto en la Montaña”, me parecen películas intermedias que no salen del montón y es lo que creo de una película que fue considerada buena sólo por tocar el tema de la homosexualidad y no porque sea una historia que merecía adulación   Sin embargo, el señor acaba de ganar el Óscar al mejor director por “Una Aventura Extraordinaria”. Me sorprendió el premio, pues yo lo ponía en las manos de cualquiera de los otros nominados, así que me hice de este último filme de Lee para ver qué hizo para ganar.

Pi - Poster

Todo empieza cuando un escritor llega a la casa de Pi, un hindú que vive en Canadá y que, al parecer, puede contarle una maravillosa historia. Pi comienza hablando un poco de su infancia y de su familia, los dueños de un importante zoológico de la India. Entre algunas de las curiosidades de sus años mozos están el llamarse en honor a una alberca pública en Francia (Piscine Molitor Patel) y el seguir varias religiones al mismo tiempo (combina tradiciones cristianas, hindúes y musulmanas); incluso nos habla un poco sobre su vida amorosa. Pero todo eso termina cuando su padre, un acérrimo ateo, se ve obligado a darle al gobierno su zoológico.

Las tierras son ahora del gobierno, pero todos los animales son de la familia, así que el padre de Pi decide vender los animales a diversos zoológicos alrededor del mundo antes de llegar a Canadá, país que recibirá a la familia con los brazos abiertos. Pi debe lidiar con dejar su país de origen y deshacerse de todos los animales con los que ha compartido su vida. Pero antes de que pueda llorar la nostalgia del pasado, el barco japonés en el que su familia y él son llevados a América sufre los embates de una tormenta y termina hundido en el fondo del Pacífico.

Sólo hay dos  sobrevivientes Pi y Richard Parker. El problema es que Richard Parker es un tigre de bengala que no piensa ceder su lugar en el bote, así que Pi tendrá que ingeniárselas para no ser devorado ni por las aguas del furioso mar ni por el agresivo tigre que, también asustado y buscando la supervivencia, es mucho más agresivo que de costumbre.

Pi - Richard Parker

Lo primero que se debe aplaudir de “Una Aventura Extraordinaria” es la fotografía, la película nos muestra imágenes extraordinarias, de una belleza como nunca se ha visto en el cine anteriormente. Sin embargo, aquí podría iniciarse un debate, porque la enorme mayoría de estas hermosas vistas están generadas por computadora. ¿Podría decirse que es una hermosa fotografía o son simplemente hermosos efectos por computadora? ¿Podría considerarse que películas como las tres precuelas de Star Wars tienen una maravillosa fotografía cuando que, en realidad, utilizan la pantalla azul para generar absolutamente todas sus escenas?

Personalmente no tengo una respuesta. No cabe duda que este filme no podría tener imágenes tan hermosas ni tan poéticas si no fuera gracias a la tecnología digital pero, por otro lado, podemos ver hermosísismas imágenes en filmes de grandes directores durante aquellos tiempos en los que las computadoras no invadían aún el mundo del cine. Por ejemplo, me viene a la mente “El Espejo” de Andrei Tarkovsky o “Nostalgia” de ese mismo director, con unos colores y unos encuadres que no le envidian nada a los juegos digitales de Ang Lee en alta mar. Y podríamos hablar de otros ejemplos.

Creo yo que las computadoras son sobre-usadas en esta película. Hay encuadres y secuencias completas que no necesitarían de la pantalla azul o los efectos a computadora y que, sin embargo, los tiene. Por ejemplo, el cine de buen presupuesto nunca ha tenido problema alguno en trabajar con animales entrenados y ésta no es la primera película en la que aparece un tigre de bengala. Empero, este tigre está animado a computadora en todas las escenas. ¿De verdad no hay una sola toma en la que pudieran utilizar  un tigre real? Actualmente el animal se ve hermoso y realista en casi todos los encuadres (si no en todos), pero el tiempo no perdonará a esta película y los avances en efectos especiales dejarán a “Richard Parker” convertido en una piltrafa en los años venideros.

Pi - Richard Parker 2

Más allá de las hermosas imágenes, no puedo decir que “Una Aventura Extraordinaria” me haya aburrido. De hecho, me entretuvo bastante, pero no es una película que añadiría a mi colección. De hecho, mientras escribo este texto recuerdo algunas de las secuencias de la película que no tengo ninguna gana de repetir, me parece que es un filme que no se puede ver más de una vez y cuyo interés depende en gran medida de sus imágenes bien construidas. Además, dura demasiado para la historia que nos cuenta y muchas partes se extienden durante minutos y minutos sin que ello fuera necesario.

Además de esto, me parece que la película se toma mucho tiempo haciéndole servicios a la tercera dimensión. Díganme anticuado, pero creo que el 3D está llevando al cine por un camino que no le conviene. De por sí el cine de alto presupuesto no se interesaba mucho por contarnos buenas historias porque preferían gastar su energía en buenos efectos especiales y escenas de acción sin intención ni objetivo más allá que ser un dulce para los ojos de los espectadores. Ahora las películas van un paso atrás, no sólo ponen los efectos por sobre la historia, sino que ponen los efectos con cualidades tridimensionales por sobre los efectos, por sobre la historia. De modo que si hay que elegir entre una historia bien contada o un animalito que se salga de la pantalla, lo segundo siempre tendrá prioridad. Hay escenas de “Una Aventura Extraordinaria” que sufren mucho de esto, se sienten laaargas para contar una historia aunque sean maravillosas mientras el público estire la mano, guiado por la fantasía de alcanzar aquellos peces que saltan fuera del filme.

Pero este gran desfile de efectos especiales no ocupa toda la película. El inicio del filme es extraordinario, nos habla sobre la vida en el zoológico, nos habla sobre el protagonista, las relaciones con su familia y su relación intensa y confusa con Dios. Es una afirmación del poder de la fe religiosa, un aplauso a la unidad de las diversas creencias a lo largo y ancho del mundo (incluyendo las no-creencias). Los primeros minutos de la historia, sin tantas imágenes generadas por computadora, es donde yo encontré la verdadera riqueza temática del filme, antes de que se clavara en imágenes maravillosas y secuencias demasiado largas en las que, fuera de los efectos especiales, no se dice mucho. ¿Un filme de supervivencia? Los hay y muchos. ¿Un filme sobre la humanidad contra la naturaleza? También las hemos visto. ¿Un filme de la relación que mejora entre un hombre y un animal que inician como antagónicos? Para aventar para arriba.

Pi - Ang Lee

La actuación de Irrfan Khan como el Pi adulto me parece la más aplaudible de todo el filme. Curiosamente, este actor no necesita de los gritos, las poderosas imágenes generadas a computadora ni la música épica para convencernos y llegar a nuestro corazón. Sin duda un actor aún subestimado en el cine popular, relegado a los papeles de hindú y a las terceras o cuartas partes.

Sobre Ang Lee… no entiendo por qué se ganó el Óscar al mejor director. La película es buena, las imágenes están bien construidas y él nos entrega una tercera dimensión con mucha más sustancia que la común película de verano… Pero, ¿mejor director? ¿Por sobre Steven Spielberg por “Lincoln”? ¿Por sobre Michael Haneke por “Amor”? Lo dudo mucho. Entiendo los premios internacionales que lo adornaron por “El Tigre y el Dragón” en donde los efectos especiales estaban al servicio de la historia y no al contrario. Entiendo el Óscar al mejor director por “Secreto en la Montaña”, una película que depende enteramente de los sentimientos de los personajes y los intensos afectos que éstos le comunican al público. Pero el Óscar por “Una Aventura Extraordinaria” se me escapa…

Finalmente, no puedo cerrar mi texto sin agradecer que el final de este filme tenga una bifurcación que nos aleje del mundo de la fantasía. Hay dos finales y el público decidirá cuál es el verdadero, cuál es el real, cuál les convence más. Pero ese salto, de la historia fantástica y perfecta hacia una narración menos romántica y maravillosa de los hechos es algo que le agradezco al director. No porque sea un maldito oscuro que prefiera los finales amargos o tristes, sino porque la opción que se nos otorga (y lo que ésta representa para el protagonista de la historia, su mente y su corazón) es de aplaudirse. 

¡Buena Suerte!

 

Anuncios

3 pensamientos en “Película. Una Aventura Extraordinaria – Ang Lee, 2012.

  1. Anónimo

    muy hermosa historia y película ,hoy fue mi primera ves que la eh mirado
    muy linda hermosa me encanto muy fuerte me hiso yorar….me encanto .:)

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s