Película. Si No Despierto (Before I Fall) – Ry Russo Young, 2017.

En 1993 se estrenó en Estados Unidos “Groundhog Day”, tristemente titulada en español “Hechizo del Tiempo”, una comedia sobre un hombre que vivía el mismo día una y otra vez… y no el mejor día de su vida, sino uno de los peores. En 2010 Lauren Olivier escribió una novela para adolescentes con la misma premisa, pero desde un punto de vista dramático. “Si No Despierto” es el resultado.

BIF - Poster

Samanta Kingston es una adolescente que vive con su papá, mamá y pequeña hermana. Se la vive en la preparatoria con tres amigas superficiales y acosadoras, encabezadas por una chica engreída, egoísta y abusiva. Además, es la novia del jovenazo más popular de la escuela.

Se despierta el “día de Cupido” con la intención de perder la virginidad con su novio perfecto luego de una fiesta escandalosa que se llevará a cabo en la casa de su mejor amigo de la infancia. A lo largo del día vemos la relación que tiene con sus amigas; cómo apoya a su pequeño grupo de acosadoras a molestar a la chica rara del colegio; la relación con su madre y su hermana; así como su intento fallido de primera relación sexual con el novio.

Al salir de la fiesta, su camioneta se voltea (sin que veamos el porqué) y, al parecer, ella y sus tres amigas mueren. Sólo que despierta al día siguiente… que en realidad es el mismo día. Igualito. Todos dicen y hacen lo mismo y la única que lo revive y está consciente de la situación es ella. Lo mismo sucede al día siguiente. Y el siguiente. Y el siguiente. ¿Ahora qué?

BIF - Amigas

¿Recuerdan en mi primer párrafo cuando dije que era una versión dramática de “Groundhog Day”? Bueno, pues no exageré, la cosa es mayormente lo mismo. Tiene los montajes en el mismo lugar, el personaje principal llega a las mismas conclusiones en el mismo momento, hace las mismas cosas, experimenta idéntico. Vaya, la autora parece que escribió su novela teniendo al lado el guion de Harold Ramis (director y guionista de la de 1993).

Esto es justo lo que no me gustó de esta historia, pues la considero una oportunidad perdida. Eso, o quizá el guion de Harold Ramis utilizó todos los artilugios que esa historia podía brindar y repetirla es sólo echarle al mismo pastel diferente budín esperando que no se parezca mientras que sabe exactamente a lo mismo.

No, miento, no es exactamente lo mismo. “Groundhog Day” es creativa; ésta es una emulación. Aquella fue honesta, ésta es un intento de meter el drama con calzador en una historia que da para mucho mucho más en situaciones de comedia. Finalmente, usa una herramienta muy interesante (la del día que se repite una y otra vez) para mostrarnos situaciones que dominamos del cine norteamericano de preparatorianos.

¿Qué tipo de situaciones? El grupito de cuatro amigas guapas malvadas; el personaje homosexual amargado / quejoso que es rechazado; la chica rara que se viste como si viviera en el pantano, que siempre está sola y todos la hacen víctima de acoso escolar; el profesor joven y guapo al que las alumnas se le van encima; las fiestas con vasos rojos de plástico llenos de cervezas en donde todos los chavos se agarran y se pasan de copas; los besos y el sexo en las recámaras del piso de arriba; los chavos que tiran los cuadernos; las conversaciones en los lockers… ¿de verdad esa es TODA la vida de las preparatorias gringas?

BIF - Directora Ry Russo

Ry Russo-Young

El final de la película se ve venir desde el minuto veinticinco y cuando llega te lo dejan caer con la fuerza del martillo de Hefesto, como si no fuera obvio y para que no vaya a ser que pierdas detalle. Pero que sea predecible y obvio no es lo feo, sino la moraleja del final, moralina, simplona, facilista. No es igual que el colofón de “Groundhog Day”, honesto y mucho más ad hoc hace veinticuatro años.

¿La película es terrible? No, la realidad es que es entretenida, pero nada más. Uno de sus puntos fuertes es la actuación de Zoey Deutsch, que carga la película completa en sus hombros y lo hace muy bien. Pasa de ser la niña buena a ser una acosadora y de ahí a ser una rebelde terrible y desagradable con una convicción que nos atrapa. Yo se lo creí perfecto. Nunca la sentí forzada y me tragué completito su arco: la maduración desde el día uno de superficialidad y agresión hasta el día que termina la película, centrada, madura, comprensiva y cariñosa.

La película está dirigida por una mujer (aplaudo feliz que cada vez más mujeres estén en la silla del director), Ry Russo-Young, que antes de ésta había filmado sólo dos películas de corte independiente, ambas con éxito en el Festival de Sundance. Lo mismo sucedió con varios cortometrajes. Entonces no sé por qué una directora con una carrera tan exitosa, aunque breve, en el mundo del cine de autor eligiera esta novela para su tercer proyecto.

BIF - Protagonista

Termino diciendo que, antes de que comenzara esta cinta, pasaron el trailer de otra cuyo nombre no recuerdo y que se trata de una chica que vive en el mismo día una y otra vez. ¿Otra? Sí, otra. La tercera versión trata de que ella es asesinada al final del día, entonces utiliza las repeticiones para buscar a su futuro asesino. Creo que la premisa está un poco más interesante, aunque estoy casi seguro que el desarrollo será casi el mismo.

¡Un abrazo!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s